Visitas: 1

El Académico Dr. Remberto Burgos, Miembro de Número de la Academia Nacional de Medicina, habla en una reciente columna para el diario El Heraldo sobre las posibles causas del desabastecimiento de medicamentos en el país y el mundo.  

 

Por Remberto Burgos. 

Honda preocupación entre pacientes y consumidores, gobierno e industria ha causado del desabastecimiento progresivo de los medicamentos. Que desagradable para el enfermo recorrer esperanzado varias farmacias y encontrar la misma respuesta: no hay o este nos hace falta. En una encuesta sobre escasez de medicamentos por el Grupo Farmacéutico de la Unión Europea (UE), el 100% de los 29 países miembros declararon experimentar escasez de medicamentos entre los farmacéuticos comunitarios y el 76% afirmó que la escasez era peor que la del año anterior, 2021 (14 de noviembre y el 31 de diciembre de 2022). Este fenómeno progresivo tiene varias causas y en Colombia muchas de las medicinas hacen falta. 

Fenómeno  universal: en USA se informa escasez de Ibuprofeno líquido, en el Reino Unido no se encuentra suplencia hormonal y en Australia las zonas rurales están pasando las de San Quintín -medicamentos que se fugan milagrosamente-. Hay causas globales: aumento de las enfermedades comunes durante la pandemia, la guerra de Ucrania que dificulta la circulación y el suministro, el precio del dólar y la alta inflación y, el bloqueo por comercio paralelo de algunos países. 

Aunque se ha planteado conocer mejor y en forma sistematizada la distribución de los medicamentos no podemos negar que en el mismo país hay zonas sobredimensionadas y áreas con mucha escasez. La iniciativa de las Academias, la utilización de inteligencia artificial y el aprendizaje inmediato ayuda a superar la crisis. Las empresas de genéricos deben aprovechar esta oportunidad para aumentar su producción: mayor eficiencia y fusión con otras con los cuales pueden superar la crisis. Actitud innovadora para abastecer los inventarios es lo que pedimos a la producción de genéricos y sabemos que en grupo se puede hacer. 

En Colombia se completa cerca de 7 meses, desde que se inició este gobierno con este problema. La Asociación Colombiana de la Industria Farmacéutica habla de “cuello de botella” y le pide en forma enérgica al Ministerio de Protección que intervenga. Se informa que la reforma de la salud y lo que implica para la EPS tienen parte de ese proceso. La industria nacional manifiesta que ha crecido y este aumento del 25% no alcanza a suplir lo que hace falta. 

El Ministerio Publico, sin reservas, ha trasladado al Ministerio y el INVIMA la causa de estos problemas. Este, entrega una lista y hacen falta medicamentos de uso cardiovascular y para la presión arterial. ACEMI manifiesta que hay escasez para 1.242 principios activos y entre estos aquellos que ayudan a controlar la diabetes. El INVIMA dice haber cumplido y le envía al Ministerio la lista con los pocos activos que hay. Lo cierto es que las mesas de trabajo no se reúnen desde octubre del 2022 y las políticas están dispersas. 

La gran responsabilidad está en el Ministerio. No hay excusas. No es aceptable que se utilice este mecanismo para impulsar el ímpetu de la industria nacional. Este módulo de negación no ha permitido que la ministra lo autorice (Francisco Rossi). Más tarde la ministra desmiente al director del instituto y dice no haber recibido nada y muchos menos de laboratorios internacionales ofreciendo esta ayuda. Adicional, las mesas de trabajo convocada no envían al ente central las sugerencias y conclusiones. 

 

Artículo original de EL HERALDO 


Dr. Remberto Burgos de la Espriella

 

El Académico Dr. Remberto Burgos de la Espriella es neurocirujano. Ha sido presidente de la Asociación Colombiana de Neurocirugía, presidente Honorario de la Federación Latinoamericana de Neurocirugía y es Miembro de Número de la Academia Nacional de Medicina de Colombia 

Loading

0 0 votes
Article Rating
LAS OPINIONES EXPRESADAS POR LOS AUTORES SON PERSONALES, SU RESPONSABILIDAD, Y NO COMPROMETEN LA INDEPENDENCIA DE LA ACADEMIA O REFLEJAN SUS POLITICAS.
Share This