Ahora que Ómicron se ha tomado con fuerza el mundo, causando que el aumento en los contagios por covid-19 haya crecido exponencialmente, es importante entender el concepto de burbuja social. 

A medida que la pandemia avanzaba a mediados de 2020, el concepto de burbuja social fue propuesto como una forma de permitir la interacción social y a la vez permanecer protegidos frente a la Covid-19.

Un ciudadano cuenta con un grupo determinado de personas que «gravitan» en su entorno y pueden ser considerados pertenecientes a su burbuja, dentro de esa burbuja se flexibilizan las normas de distanciamiento y se tiene un contacto físico más cercano. Un ejemplo claro de ello, es el círculo familiar, personas que viven en la misma casa o personas que comparten un domicilio. Otro ejemplo podría ser el entorno laboral, donde las personas en una oficina por ejemplo, comparten con las mismas personas día tras día, y en este caso nos referimos a personas que no están en contacto con público diferente cada día.

 

¿Porqué es importante la burbuja social?

Ayuda a que si una persona de la burbuja social presenta posibles síntomas de Covid-19 se pueda aislar y avisar a las personas con las que estuvo en contacto y que pertenecen a su misma burbuja. Así, se limita la propagación del virus. Una investigación, publicada en marzo de 2021 en la revista “Nature” y basada en un modelo que simuló interacciones entre 11 millones de habitantes de Bélgica, encontró que las burbujas domésticas —las cuales incluyen entornos de familiares extendidos— tienen el potencial de reducir el ingreso hospitalario en un 90%.

Un estudio de caso, realizado en Reino Unido durante 2020 y publicado en marzo de 2021, halló que las burbujas sociales redujeron las muertes en un 42% en comparación con un aumento no agrupado de contactos. Los autores advierten que “el correspondiente aumento de la mortalidad es proporcional al aumento del riesgo de epidemia”. Además, los investigadores señalan que seguir esta recomendación evita adoptar medidas extremas como el aislamiento social obligatorio.

Debido a la imposibilidad de permanecer todo el tiempo dentro de nuestra burbuja social, las recomendaciones no cambian, y se deben conservar SIEMPRE todas las medidas de protección indicadas cuando interactuamos con individuos fuera de este grupo.  En parte, el avance de Ómicron se debe justamente a eso, las medidas que eran seguidas al pie de la letra al comienzo se han relajado, especialmente con el surgimiento de las vacunas, que protegen de la gravedad del virus, más no del contagio. La responsabilidad de cada uno es vital para dejar atrás la pandemia.

FUENTE DATOS: OJO PÚBLICO

Vistas Totales 522 

+ posts

Órgano consultor del Gobierno Nacional en temas de educación médica y salud del pueblo colombiano.

Pin It on Pinterest